Qué puedo hacer por ti

Si caminas solo

padres y madres

 

chicos y chicas

 

a

La nuclearización de la familia, la falta de tiempo de los padres, pero sobre todo la falta de referentes a la hora de educar a los hijos/as, están dando como resultado un aumento en el número de niños con problemas de conducta, diagnóstico de múltiples trastornos en edades cada vez más tempranas y niveles de absentismo y fracaso escolar cada vez más elevados.

Los cambios económicos y sociales de las últimas décadas han tenido importantes repercusiones en la institución familiar. Se trata de familias reducidas, que contrastan con la imagen tradicional de la familia extensa a la que estábamos acostumbrados y que, a modo de tribu, acompañaba a los padres y madres en la crianza de sus hijos e hijas. Los padres y madres acumulan hoy una gran carga de responsabilidades sin apoyo, sin referentes y, lo que es más importante, sin tiempo.

En ocasiones, los padres y las madres se sienten solos ante sus responsabilidades educativas y están desbordados por la complejidad de las situaciones. Debemos recuperar un discurso educativo optimista y alegre que permita a las familias educar a los niños y las niñas que constituirán la sociedad del futuro, acompañándolos en su día a día, mediante la mejora de las habilidades parentales y el empoderamiento en su tarea.

 

Anuncios